la herramienta de recetas para todos

acompáñanos en este apasionante viaje

la herramienta de recetas para todos

Desayunos | Invierno | Meriendas | Postres | Recetas | Recetas sin gluten | Recetas sin huevo | Recetas sin lactosa | Recetas veganas | Recetas vegetarianas
Bizcocho de Trigo Sarraceno

Este bizcocho de trigo sarraceno os conquistará por su sabor a tostado y su textura esponjosa. Es la opción perfecta para personas celíacas e intolerantes al gluten, o simplemente para quien quiera disfrutar de un postre rico y saludable.

Ingredientes para 6/8 raciones

  • 1,5 taza de harina de trigo sarraceno
  • 1,5 taza de harina de almendras
  • 2 tazas de bebida vegetal de avena
  • 1 taza de aceite de oliva virgen extra
  • 1 taza de azúcar panela
  • 0,5 taza de harina de maíz (opcional)
  • 1 manzana
  • 1 cucharadita de bicarbonato
  • 1 limón

Tiempo de preparación

1h 30′

Preparación de Bizcocho de Trigo Sarraceno

Rallando manzana para la mermelada de arándanos

1. Ralla la manzana y apártala. Ve precalentando el horno a 180ºC.

Paso 02. Mezcla de los ingredientes líquidos del bizcocho de trigo sarraceno

2. Mezcla los ingredientes líquidos en un bol: la bebida vegetal de avena y el aceite. Aunque generalmente se recomienda utilizar aceite de semillas para los postres, en este caso te aconsejamos que utilices aceite de oliva virgen extra porque el sabor del aceite  de girasol no casa bien con el del trigo sarraceno.

3. En un bol aparte, mezcla los ingredientes secos, la harina de trigo sarraceno, la harina de almendra, el azúcar y el bicarbonato, para que se distribuya uniformemente y no haga grumos desagradables.

Opcionalmente, si el sabor del trigo sarraceno te resulta demasiado intenso, puedes añadir media taza de harina de maíz que suavizará un poco la mezcla. Si no tienes azúcar panela, o prefieres no usarlo, puedes sustituirlo por 3-4 cucharadas de sirope o melaza de arroz, teniendo en cuenta que el dulzor será mucho más suave.

4. Incorpora los ingredientes secos a la base líquida y mezcla muy bien para amalgamar los ingredientes. Puedes ayudarte de una varilla para evitar que las harinas formen grumos.

5. Añade ahora la ralladura de limón, procurando lavarlo muy bien antes, la manzana y 1 cucharadita de zumo de limón, más o menos la misma cantidad de bicarbonato. La mezcla de limón y bicarbonato sustituirá a la levadura y hará que el bizcocho suba y sea más esponjoso.

7. Hornea a 180ºC durante 40-45 minutos aproximadamente. La harina de trigo sarraceno se quema con mucha facilidad, así que es importante que revises a menudo el punto de cocción del bizcocho para evitar que coja mal sabor. Tiene que subir un poco y adquirir un color dorado, pero sin llegar a tostarse demasiado. A partir de los 30 minutos de cocción, puedes abrir el horno para verificar a qué punto se encuentra utilizando un palillo: hundiéndolo en el centro, debe salir seco; si sale húmedo, o con pegotes de masa, el bizcocho está todavía crudo por dentro.

8. Espera a que el bizcocho se enfríe para desmoldarlo. Ahora puedes degustarlo tal cual, como postre, desayuno o merienda, o puedes cortarlo por la mitad y rellenarlo con una deliciosa mermelada casera sin azúcar como esta que te proponemos.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir al contenido